Consejos para trabajar desde casa de forma eficiente

trabajar desde casa

Hoy día, el contexto laboral está cambiando y, ya seas autónomos o no, cada vez es más habitual la opción de trabajar desde casa. Realmente lo importante no es que el trabajador sea valorado por un volumen de horas, sino por trabajo realizado que, al fin y al cabo, es lo que quiere el cliente. Puedes ejercer desde cualquier parte del mundo, siempre y cuando, el proyecto encargado se realice.

Sin embargo no entraremos en estos detalles, sino que vamos a centrarnos en breves consejos para que tu tiempo sea eficiente cuando trabajas desde tu casa. Para ello, el primer paso son grandes dosis de motivación, concentración y capacidad organizativa. ¿Quieres saber qué pasos vienen después? Te invitamos a que sigas leyendo.

Trabajar desde casa gestionando el tiempo de manera eficaz

Orden, disciplina y responsabilidad son aspectos básicos para trabajar desde casa. Evita distracciones y habilita tu espacio de trabajo con los medios necesarios para un buen desarrollo del mismo.
  • Los clientes exigen, solicitan y requieren de nuestra presencia en ocasiones en las que con una llamada sería suficiente. Intenta “educar” a tus clientes, de manera que puedas optimizar y ahorrar tiempo en cuestiones en las que no es necesaria una reunión. Obviamente, para aspectos importantes como informes de resultados, presentaciones o propuestas, si se requerirá tu presencia pero, como profesional de tu campo que eres, tú eres el que debe limitar si realmente es necesario una reunión presencial, que se apodere de esas valiosas horas que podrías dedicar a producir desde tu casa, o con una videoconferencia sería suficiente.
  • Organízate: fechas de entrega, reuniones (necesarias), proveedores o externos. Al igual que tú no quieres perder el tiempo con reuniones innecesarias, evita que otros lo pierdan por ti. Es decir, si necesitas información del cliente o de un tercero para el desarrollo de tus trabajos desde casa, solicítalo de una sola vez. No estés constante llamando para preguntar, ya que no sólo perjudicas tu trabajo sino también tu imagen como profesional.

  • Dedica un tiempo a equiparte con los medios necesarios para trabajar desde casa. Un chat para hablar con el resto del equipo implicado en el proyecto, accesos a la nube para intercambio de material, programas de gestión de proyectos que permita ver al cliente o al resto de colaboradores, el punto en el que se encuentra cada uno etc. Éste último punto no es sólo importante para tener una visión general de la cuenta, sino también para conocer las tareas pendientes por hacer, calendarizarlas, tener una visión general de los trabajos ya realizados así como de la evolución del proyecto en marcha.
  • Delega responsabilidades. No intentes realizar tareas de las que realmente no tengas conocimientos. Sé productivo y no pierdas el tiempo. En alguna ocasión has podido pensar “bueno, si seguro que no es tan difícil y lo puedo hacer yo” pero si existen profesionales de ese campo, reconoce que no lo vas a aprender tú en 10 minutos. Delega a un tercero, realizar entre todos un buen trabajo y quedarás genial ante el cliente. Además es una buena manera de generar contactos que puedan repercutir en futuros proyectos.
  • Evita interrupciones innecesarias. Aunque estés en casa, recuerda que estás trabajando. Ponte música ambiente, implícate como si estuvieras en una oficina pero evita distraerte con las redes sociales, navegando por red para asuntos que no vienen al caso, o con compras online. Aprende a separar el uso online de ocio del profesional.

La importancia de tu espacio para trabajar desde casa.

Para trabajar desde casa, tenemos que tomar unas medidas saludables que nos ayuden a potenciar la eficacia de nuestro tiempo.

  • Habilita un espacio para ti. No todos disponemos de habitaciones extra en casa que podamos emplear como despacho, pero sea el espacio que sea, asegúrate de fijarlo como área de trabajo, lo más delimitado posible para el resto de personas que vivan en tu casa. Tienen que entender es que ese espacio es tu oficina y no se puede rebasar.
  • No trabajes en pijama. Puede parecer cómodo pero hay que saber delimitar el momento de descanso del tiempo de trabajo. Ya trabajes a tiempo parcial o jornada completa, establece un horario que te delimite ambos aspectos. Es más una cuestión psicológica que nos ayuda a generar una rutina.

  • Volvemos a unos de puntos tratados anteriormente: el orden. Disponer de un espacio ordenado ayuda a la concentración y eficiencia del trabajo. No te ha pasado alguna vez el pensar ¿dónde está el papel donde apunté..? ¿o dónde habré dejado el informe..? Evita perder el tiempo buscando documentación que, teniéndolo ordenado, la tendrías a mano.
  • La iluminación natural es más sana. Esto no es ningún secreto. Asegúrate que tu espacio de trabajo en casa está bien iluminado y no tienes necesidad de tener la luz encendida todo el día. Tu bolsillo y tu vista te lo agradecerán.
  • Quizá te parezca una tontería este punto pero para trabajar de forma eficaz en tu casa es imprescindible una buena conexión de Internet.
  • Estar todo el día en casa, puede generar estrés y bajar nuestra capacidad de concentración y rendimiento. Es recomendable, tanto para tu salud física como mental, el desconectar de vez en cuando, salir a pasear, airearse y volver con las pilas cargadas.

Recursos gratis para autonomos